lunes, 5 de noviembre de 2018

Crema de judías verdes


En cuanto bajan un poco las temperaturas recurro a las cremas, me resultan muy reconfortantes y para las cenas son perfectas. Por supuesto también para la hora de la comida, siempre me apetece una buena crema. Ya tengo varias publicadas en el blog. Hoy le ha tocado el turno a la de judías verdes. Es una receta sencilla, y como forma parte de las recetas de lo que podríamos llamar "del día a día" no quería que faltara en mi recetario.

Cuando hago cremas me gusta ponerles por encima alguna cosa que se pueda morder. En este caso puse pistachos, las propias judías verdes, alguna pipa de calabaza y unas tiras de marinadas, especiadas y secadas de Kubdu que encontré en mi última caja de Degustabox. Así le doy algún contraste de texturas a la crema.


Siempre os cuento las novedades que me llegan a casa en esta estupenda caja de Degustabox llena de productos sorprendentes y que llaman mucho mi atención:

- Galletas Cookiens Dinosaurus, que llegan sin azúcares añadidos ni edulcorantes artificiales, para que los más pequeños puedan disfrutar al máximo.

- Tableta de Chocolate Negro Les Recettes de l'Atelier de Nestlé, si te gusta el chocolate negro combinado con almendras aquí tienes tu tableta perfecta, para gozar con cada bocado.

- Bebida de Avena reducida en azúcares de Alpro, para los que buscan sabor con menos azúcar, para tomar sola o acompañada con cereales.

-Salsa de Kebab White de Choví es una salsa de yogur, cremosa y ligeramente especiada, creada para los populares Döner Kebabs. Yo este tipo de salsas las utilizo para acompañar carnes, o en las ensaladas, o en todo lo que se me ocurre, es que me encantan las salsas.

- Mikado Intense, el capricho perfecto para comenzar o terminar el día con algo dulce y ligero. Chocolate negro, caramelo y toque de sal: la combinación perfecta.

- Bimbo Pantera Rosa marcó una generación, ¡la mía! Cuántos me habré comido de joven, así que me ha encantado encontrarlos en la caja.

- Luna de Miel en un formato práctico, para llevar a donde más nos interese, miel 100% pura y natural.

- Lay's Mediterráneas con aceite infusionado con tomate y albahaca. Patatas fritas en aceite de oliva 100%

- Patak's salsa Masala es una salsa de tomate un poco picante con cilantro, jengibre, ajo y comino.

- Yatekomo nueva KePasta Boloñesa, deliciosos marcarrones con salsa boloñesa listos en 4 minutos

- Kubdu, se trata de un bistec de ternera o una pechuga de pollo macerada, especiada y secada lentamente a baja temperatura durante una seman, cortada en virutas, sin aditivos ni alérgeobs ni azúcares añadidos.

-  Infusiones de Susarón elaboradas con productos específicos para cada una de tus preocupaciones de cada día.

- Cerveza Cruzcampo Especial, equilibrada, la perfecta combinación entre el suave amargor y sabor intenso.

Si te interesa recibir la caja de Degustabox en casa, con productos nuevos de marca, recuerda que con el código EEEKR obtendrás un magnífico descuento, el precio final será de 9,99€ en vez de 14,99€ (gastos de envío incluido) para la primera caja de la suscripción ¿Qué te parece? :)


Ahora vamos con los ingredientes, de nuevo cogí papel, bolígrafo y una balanza con la idea de poner las cantidades exactas con las que hice esta receta:

- 400 gramos de judías verdes
- 2 cebollas (220 gramos aproximadamente)
- 1 diente de ajo
- 2 patatas (250 gramos aproximadamente)
- Una pizca de sal
- Una pizca de pimienta
- 100 ml de aceite de oliva virgen extra
- Un puñado de pistachos
- Un puñado de pipas de cabalaza
- Pechuga de pollo macerada, especiada y secada lentamente Kubdu
- 500 ml de caldo de pollo
- 2 quesitos en porciones



Lo primero que hice fue sacar las judías verdes del congelador y dejar que se descongelaran.

Luego pelé las cebollas, la corté en trozos pequeños. Seguidamente pelé el diente de ajo y lo piqué en trozos muy pequeños. También pelé las patatas y las corté en cuadrados.

Entonces puse a freír la cebolla en una sartén con el aceite de oliva. Cuando la cebolla comenzó a blanquear añadí el ajo. (Normalmente siempre frío primero el ajo y luego añado la cebolla, pero en esta ocasión lo hice al revés).

Dejé freír un par de minutos e incorporé los dados de patata en la sartén. Dejé que se friera todo durante unos minutos. Entonces añadí las judías verdes, una pizca de sal, otra de pimienta y rehogué un poco. Terminé cubriendo con el caldo de pollo. Dejé cocer unos 20 minutos aproximadamente, hasta que comprobé que la judía verde estaba tierna.

Aparté unas cuantas judías verdes para ponerlas por encima más tarde y  puse en el vaso de la batidora toda la preparación que había frito anteriormente junto con dos quesitos en porciones. Lo trituré todo hasta obtener la crema.

A la hora de servir puse en cada cuenco unos pistachos, unas judías verdes, unas pipas de calabaza y pechuga de pollo macerada, especiada y secada lentamente Kubdu. Para mí este pollo ha sido un descubrimiento, en realidad es un snack para comerlo tal cual, pero a mí me ha parecido estupendo para acompañar esta crema.

El último paso consistió en meter la cuchara en cada bol hasta dejarlos prácticamente limpios y disfrutar de esta estupenda crema.





Para la elaboración de esta receta he recibido muestras de Degustabox a la que agradezco su colaboración.


29 comentarios:

  1. Ay que buena!!!fíjate que me pasó la vida haciendo cremas pero de judías no he hecho nunca siempre me las como tal cual.Tiene una pinta...y opino como tu, que son super reconfortantes!!! Da gusto.:) Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Pues sí, llega el frío y con él las cremas. Me gusta ponerles texturas, y esas tiras de pollo están buenísimas ¡doy fe porque en casa también las hemos probado!

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  3. Para mi las cremas de verduras son imprescindibles, pero no tengo costumbre de hacerlas con judías verdes. Me gusta la que has preparado, así como el acompañamiento que le has puesto, seguro que le daré una oportunidad, sería una pena no probarla.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Creo que todos recorremos a las cremas y sopas en estas fechas.
    Y la tuya se queda atrás. Deliciosa y muy cremosa.

    Besos

    ResponderEliminar
  5. El último paso es el que más me gusta, dejar el plato bien limpio, no es para menos con lo rico que debe estar y lo que apetecen las cremas calentitas ahora.
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Que de cosas mas interesantes trae este mes la caja , esas tiras tienen muy buena pinta.
    Te han quedado una crema de relujo ademas de estar de muerte relenta.
    Bicos mil y feliz inicio de semana wapo.

    ResponderEliminar
  7. ¡¡Hola Javier!! Totalmente de acuerdo, en este tiempo apetecen muchísimo las cremas, bien sean para cenar, comer o simplemente para entrar en calor.
    No he probado nunca la de judías verdes, y me parece muy sanota y rica, ideal para el día a día, tienes razón. Además, le has puesto unos toppings fantásticos, tienen que hacer un contraste muy bueno con la crema. Besitos.

    ResponderEliminar
  8. Vaya aspecto!! tiene que ser una delicia. Las fotos lo dicen todo.
    Un abrazo
    Clara

    ResponderEliminar
  9. Mira que me gusta las cremas y sobre todo para la cena pero nunca he probado la de judias verdes y con esos crujientes por arriba de lujo Abrazos

    ResponderEliminar
  10. Suelo hacer muchas veces cremas en otoño-invierno, la de judías verdes que yo hago es más sencilla que la tuya, que es de fiesta! Me gustan todos los añadidos, así es mucho más completa y más interesante.
    Besitos

    ResponderEliminar
  11. Hola, no puedo prescindir de la cremas . Sobre todo en invierno , pues sobre todo para cenar son de lo más socoridas. Pero la tuya es de obresaliente, tan bien hecha y además tan ricamnete acompañada. Un beso Javier

    ResponderEliminar
  12. Buena crema y con estos tropezones variados y coloridos mas buena y vistosa.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  13. En mi casa no faltan las cremas, sobre todo para mi madre y pronto ya para la nieta jejeje.
    A veces son un reciclaje de la verdura de la comida, que luego trituro, añado algún lácteo y queda perfecta para cenar.
    Un beso Javier y buena semana

    ResponderEliminar
  14. Javier, qué buenas estas cremitas. Hoy, la casualidad hemos preparado judías con patatas rehogadas, aunque las que nos sobren las voy a probar así, solo ponerles algo de cebolla, quesitos y pollo. Me ha encantado.
    Estos días las cremas se me vienen a los ojos por los blogs amigos que nos las están proponiendo y eso es siempre cocina sana y nada cara.
    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  15. Ya sabes que soy sopera y cremera...jaja...creo que me acabo de inventar esa palabra.....me chiflan todas, y me parecen ideales...la tuya de anotar, las vainas como las llamamos aquí son deliciosas...un 10 de platazo
    Besos
    Marialuisa

    ResponderEliminar
  16. Ficou com um aspecto mt bom e com o frio hummm sabe mesmo bem bjs

    ResponderEliminar
  17. Qué rica crema te ha quedado, me encanta la decoración, el otro día probé pipas de calabaza garrapiñadas, toda una delicia.
    Saludos

    ResponderEliminar
  18. que maravilla, dan ganas de coger ese cuenquito, calentarte las manos, y al cuchareo!! fabulosa !

    ResponderEliminar
  19. Nunca he probado esta crema querido amigo pero como dice Toñi cogeria este cuenco para la cena por que la pinta es una maravilla. Besicos

    ResponderEliminar
  20. Que propuesta tan rica, me encantan las cremas de verduras y esta de judías se ve deliciosa.

    ResponderEliminar
  21. Hola, Javier:

    Me encantan las cremas y esta tuya tiene una pinta la mar de apetecible. Seguro que estaba deliciosa.

    Besos y feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  22. Hola Javier. Aunque las cremas me gustan mucho no tengo por costumbre prepararlas, prefiero con los ingredientes de ellas confeccionar otro plato. Además haga frío o calor siempre suelo cenar lo mismo jj una ensalada con acompañamiento. Pero ello no quita que en algún momento me decida a preparar una crema como la que has hecho y es que las judías verdes nos encantan y todas las semanas las cocino.
    No me cabe duda de que esta crema con esos añadidos que le has puesto tiene que estar de fábula.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  23. Javier , que crema mas requetebuena , te quedo deliciosa y apetecible
    besinos

    ResponderEliminar
  24. Hola , las cremas de verduras y las sopas son un buen plato para las cenas de invierno. Nunca he hecho una de judías verdes , las he combinado con otras pero solas no. Ahora ya tengo tu receta y seguro que la hago este invierno, tiene una pinta estupenda. 🍲👏👏👏😘

    ResponderEliminar
  25. Una crema boníssima! Jo també sóc de les que quan comença a fresquejar una mica fa sopars amb cremes de verdures ben calentetes!

    Ptnts
    Glòria

    ResponderEliminar
  26. Hola!! la encuentro buenísima y muy apetecible, para este tiempo y todo el año, que yo soy muy de cremnas y más de verduras, besos!

    ResponderEliminar
  27. ¡Vaya crema más completa!
    Por si sola es rica y con esos frutos secos que le has puesto, la has elevado a la enésima potencia, tiene que estar exquisita.
    Cariños.
    kasioles

    ResponderEliminar
  28. Las sopas y las cremas me encantan en las noches de invierno y aunque todavía en otoño por aquí ya hace un frío invernal, así que tu cremita me viene que ni pintada, porque nunca la he hecho de judias verdes y creo que me estoy perdiendo algo. El acompañamiento que le has puesto...genial!!! Bss

    ResponderEliminar
  29. Soy fan de las cremas y ésta me parece genial.
    Rica, riquísima para comer calentita en invierno y templadita cuando hace calor.
    Un saludo :)

    ResponderEliminar

Gracias por pasar por la cocina y dejar tu comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...