martes, 14 de septiembre de 2021

Bizcocho de galleta María con filetes de anchoa en mantequilla y salsa de yogur



A veces me pregunto hasta qué punto está feo que yo mismo, que soy el que ha hecho la receta, os diga que es una receta fabulosa y con la que vas a triunfar seguro en casa cuando la pongas encima de la mesa. Quizás sea un poco pretenciososo, realmente no lo sé, pero os prometo que la combinación de ingredientes quedó muy rica y que cada bocado se convirtió en una experiencia de placer. El caso es que fue así y por ese motivo os lo cuento. También, por supuesto, con la intención de convenceros de que la hagáis cuanto antes en casa. Os sorprenderá.

Ya sabéis que de vez en cuando me gusta explicaros por qué motivo se me ocurre combinar ciertos sabores o ciertos ingredientes, en muchas ocasiones estos motivos vienen precedidos por recuerdos de la niñez que de alguna forma marcaron un momento y se quedaron para siempre guardados en la memoria. Así que os cuento: era yo muy pequeño, quizás tendría 9 o 10 años, aunque no recuerdo exactamente mi edad, mis tíos José Luis y Rosario me llevaron desde mi ciudad, Jerez de la Frontera, a Cádiz (si no recuerdo mal era carnaval) a visitar a unos primos muy cariñosos que se llamaban Ramón y Manuela. Mis hermanos en casa, a mis primos Ramón y Manuela, los llamábamos tíos, pues la diferencia de edad entre nosostros era enorme, abismal, y desde bien pequeños los habíamos visto como tíos más que como primos, simplemente por esta diferencia tan grande de edad. Como digo yo tendría unos 10 años y ellos ya tenían dos hijos más grandes que yo.

Por la mañana, a la hora de desayunar, mi tía Manuela (que en realidad era mi prima) me preguntó si me apetecía probar unas galletas María con mantequilla. En casa no había comido nunca esta combinación que, en aquel momento, a mí me pareció un tanto exótica y me sorprendió mucho. Tanto que imaginad hasta qué punto, pasados los años, me marcó ese recuerdo de sabor. Yo probé las galletas con mantequilla y me gustaron mucho, comí tantas hasta que me dijeron  que ya estaba bien por ese día, cosas de niños.

Pues de aquel recuerdo de la niñez traigo la receta de hoy, porque al saber que tenía que utilizar los Filetes de Anchoa en Mantequilla Ecológica de la marca M.A. Revilla pensé que podría darle una vuelta de rosca a esa combinación de galletas María con mantequilla. Le di unas cuantas vueltas a la cabeza y como las combinaciones dulces/saladas me gustan tanto di por hecho que con un bizcochito de galletas las anchoas con mantequilla quedarían bien ricas. Así fue.



Esta empresa familiar tiene la autorización de Miguel Ángel Revilla para usar su nombre en esta marca, sin ningún lucro personal. Las únicas condiciones que ha puesto son: que sea producto de la máxima calidad y que el 2% del beneficio vaya a “La Cocina Económica” de Santander, regentada por las religiosas Hijas de la Caridad, que diariamente sirven muchas raciones de comida a los más necesitados.

De los Filetes de Anchoa en Mantequilla Ecológica de la marca M.A. Revilla me gustaría contaros básciamente tres cosas:

Una es que la empresa ha recuperado la original elaboración de las anchoas, tal y como se consumían en Italia a finales del siglo XIX. Con estas sabrosas anchoas en mantequilla ecológica, hacen un homenaje a los primeros salazoneros italianos que, ante la falta de capturas en la costa italiana, vinieron buscando bocartes a nuestra costa, convirtiendo a Santoña en “La Cuna de la Anchoa”.

La segunda es que antes de consumir este producto es recomendable dejar la lata abierta a temperatura ambiente durante 30 minutos, de esta manera la mantequilla se atempera y se queda hecha una crema muy agradable.

La tercera es que estos filetes de anchoas están extraordinariamente ricos, la combinación con la mantequilla es fabulosa.


Por cierto, no es la primera vez que os hablo de los productos de ya lo hice cuando compartí con vosotros la receta Gelatina de fresa con anchoa del Cantábrico y reducción de vinagre de Jerez





Los ingredientes que utilicé para hacer este Bizcocho de galleta María con filetes de anchoa en mantequilla y salsa de yogur, la receta de hoy, fueron los siguientes:
Para el bizcocho de galletas María:

- 100 g de galletas María
- 2 huevos
- 20 ml de aceite de oliva con aroma de vainilla
- 40 ml de aceite de girasol
- 60 g de azúcar
- 80 ml de leche
- 7 g de levadura química
- Una pizca de sal

Para la salsa de yogur:

- Un yogur natural
- Una lámina de alga tostada
- Una pizca de sal
- Un chorreón de zumo de limón
- Un chorreón de aceite de oliva virgen extra

Para el salmorejo

- 50 g de aceite de oliva virgen extra
- 1/2 diente de ajo
- 330 g de tomate maduro
- 1 pellizco de sal
- 50 g de miga de pan blanco (del día de anterior)
- 10 g de vinagre


Resto de ingredientes:

- Unas hojas de col lombarda y escarola
- Un puñado de piñones
- Un poco de salmorejo




Lo primero que hice fue el bizcocho de galleta María. Para ello puse las galletas en la picadora y las trituré. Luego puse en un cuenco los huevos y los batí, añadí las galletas trituradas, el aceite con aroma de vainilla, el aceite de girasol, el azúcar, la pizca de sal, la levadura y la leche. Lo mezclé todo, hasta que se integraron todos los ingredientes, y con esta masa rellené unos moldes de silicona. Horneé a 170º, unos 20 minutos aproximandamente, hasta que se formaron los bizcochos. Luego los desmoldé y los dejé enfriar sobre una rejilla metálica.

Por otro lado hice la salsa de yogur, para ello puse en el vaso de la batidora un yogur natural, una pizca de sal, un chorreón de limón, otro de aceite de oliva y la lámina de alga tostada. Trituré todo hasta obtener la salsa. Por cierto, añadí el alga con la idea de equilibrar sabores, entre el salado a mar de la anchoa y el sabor del alga.

El salmorejo lo hice con Thermomix, siguiendo los pasos de Cookidoo. Paso a contaros los pasos tal como indica el robot de cocina:

1 Ponga un bol sobre la tapa del vaso y pese el aceite. Reserve.

2 Ponga en el vaso el ajo, el tomate, la sal el pan y el vinagre y triture 30 seg/vel 5. Con una espátula, baje los ingredientes hacia el fondo del vaso y triture 1 min/vel 10. con la espátula, baje los ingredientes hacia el fondo del vaso.

3 Mezcle 1 min/vel 5 y, mientras tanto, vierta poco a poco el aceite sobre la tapa alrededor del cubilete, hasta que termine de incorporarlo. Retire el salmorejo a 2 boles y reserve 40-45 minutos en el frigorífico.

Los filetes de anchoa los saqué de la nevera para que la mantequilla atemperara.

A la hora de montar el plato hice lo siguiente:

Primero puse una base de salsa de yogur, encima un bizcochito. Sobre este un par de filetes de anchoas en mantequilla. Al lado unas hojas col lombarda y escarola. Sobre la salsa de yogur un poco de salmorejo, unos cuantos piñones y un chorreón de aceite de oliva.




Poco más tengo que contaros, solo una pequeña anécdota más: el día que hice esta receta en casa la puse de entrante. Mi mujer, que es la sufridora paciente que cata habitualemente todos mis platos, la probó, dijo algo así como "ohhhh qué rico, este plato me lo dejo para el final, quiero que me deje me deje un buen sabor de boca" Y pasó al siguiente, no porque no le hubiese gustado, sino con la idea de dejar lo mejor para el final...





Para la elaboración de esta receta he recibido muestras de la marca Anchoas Revilla a la que agradezco su colaboración.

15 comentarios:

  1. El título ya sorprende y la receta más aún, no se puede decir que no te funcione la imaginación, creo que la mezcla de sabores es exquisita, lo salado-dulce también entra en mis preferencias y seguramente me lo dejaría para el final como tu mujer, recordar la comida después de comer es lo mejor.
    Bss

    ResponderEliminar
  2. Da pena meter la cuchara o tenedor en el plato, delicioso y rico, besos

    ResponderEliminar
  3. I didn't know that biscuit can be served this way...it looks so pretty and the flavour is just outstanding, Javier. I love that strawberry jelly too.

    ResponderEliminar
  4. Hola Javier, me dejas alucinada con la receta tan original, es una pasada :)
    Es todo un espectaculo, esta mezcla de sabores y texturas. Besos.

    ResponderEliminar
  5. Ya solo utilizando anchoas de Santoña la cosa pinta muy rica. Que estas anchoas están preparadas con mantequilla, me despierta sensaciones solo de pensar en ellas. Y con este lujazo de preparación jugando con los contrastes, es que me llama, me llama.... ¡Jo! ¡Yo quiero una...!
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Hola Javier
    La verdad es que los olores y los sabores de la infancia nunca se olvidan, y en tu caso qué bueno que te hayan servido de inspiración para crear un plato tan vistoso y tan rico.
    Lástima no poder probarlo, seguro que me encantaba porque me gusta mucho el contraste dulce-salado.
    Un beso

    ResponderEliminar
  7. Siempre das en el clavo con las combinaciones que haces y logras maravillas con los ingredientes, me parece que ese bizcocho tiene que estar delicioso con las anchoas.
    Saludos

    ResponderEliminar
  8. Nada pretencioso, te ha quedado espectacular y una combinación genial seguro, no me extraña esa combinación, en mi casa mi madre tambien hacia esas mezclas, siempre recuerdos sus tortillas francesas con azúcar por encima y rodajas de plátano, una delicia te lo aseguro.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  9. Una combinación de sabores sorprendente que no deja indiferente. Me gusta y de haberla probado, habría hecho lo mismo que tu mujer, dejarla para el final, jejeje.
    Las anchoas que has utilizado tienen que estar deliciosas. En cuanto las vea en el super, para el carrito que se va alguna lata.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  10. Que belleza!!....me encanta la presentacion...eres un artista....debe estar delicioso!!.......Abrazotes, Marcela

    ResponderEliminar
  11. Que receta tan original.
    Y si tu como bien dices, es una bizcocho delicioso, yo no lo voy a poner en duda.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Hola Javier, yo recuerdo ese sabor de la galleta con la mantequilla, recuerdo que me encantó, y me prometí no volverlo a probar nunca más jajaja, porque engordaba mucho jajaja, lo mismo prometí con la mantequilla de cacahuete jajaja.
    Tu receta es una maravilla en cuanto a combinación de sabores, y no dudaria en probarla, a pesar de mi promesa jajaja, porque me puede la curiosidad de la mezcla, debe estar de escándalo!
    Antes no me gustaba mezclar dulce y salado, ahora soy fan, me encanta, y recuerdo haber probado tostas con mermelada de higo y anchoa, y me gustó mucho, así que tu plato lo veo de 10 y visualmente de 20!!
    Besos!

    ResponderEliminar
  13. desde luego es una mezcla muy curiosa, me encantará probar esta receta, gracias por compartir.

    ResponderEliminar
  14. Javier , cada di me sorprendes mas , eres un crak , esto debe estar fabuloso
    besinos

    ResponderEliminar

Gracias por pasar por la cocina y dejar tu comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...